¡Deseando ver!

Categorías

Buscando mi H; (2) [Si no lo lees hoy, lo leerás mañana]

841 views

Buscando mi H

Si no lo lees hoy, lo leerás mañana

Casi como si de lentejas se trataran, los libros de lectura obligatoria en los colegios e institutos son la pesadilla de muchos alumnos. Desde El lazarillo de Tormes hasta el famoso hidalgo Don Quijote de la Mancha. Todas novelas clásicas e iconos de la literatura española que si no leen hoy, les tocará al día siguiente cuando deban entregar un trabajo o realizar un examen. Hechos que, no solo determinarán su nota, sino que también mostrarán la fuerza de voluntad de los estudiantes.

Y es que, ¿para qué existen las lecturas obligatorias? Dejadme que dude ante la posibilidad de que con ellas se quiera estimular la lectura y crear un hábito lector a los adolescentes, quienes tienen saciadas todas sus necesidades de ocio con aparatos que caben en la palma de la mano.

No hace tanto que yo misma tuve que examinarme sobre el realismo mágico de Isabel Allende, las Novelas Ejemplares de Miguel de Cervantes o las Rimas y Leyendas de Gustavo Adolfo Bécquer. Y no, no me aburrí leyéndolas. Me encantaron, de hecho, “los invisibles átomos del aire” que “en derredor palpitan y se inflaman” que Bécquer plasmó en su Rima X. Sin embargo, confieso que me salté muchas páginas de El Quijote. ¿Fui buena o mala alumna por ello? ¿Mejor o peor lectora?

Creo, realmente, en la necesidad de conocer las obras clave de la literatura española, aquellas que han sentado las bases de nuestras letras, aquellas que nos permiten descubrir que los humanos sentíamos también en el siglo X al igual que lo hacemos en el siglo XXI. Pero, queridos educadores, el fomento de la lectura va más allá de los clásicos. Los adolescentes, los niños, deben conocer otro tipo de libros que les permitan saborear el momento de leer, que les haga sentir identificados con los personajes y les hagan viajar a un mundo de fantasía. Estudiar y conocer los clásicos, sí, pero sin dejar de lado la literatura contemporánea.

Tal vez, así, tomemos una cucharada a las lentejas sin que nadie nos mire. Y tal vez, además, queramos repetir.

Ester Ramón

Seguro que también te interesa...

0 thoughts on “Buscando mi H; (2) [Si no lo lees hoy, lo leerás mañana]”

Deja un comentario

Opina

Opina

View Results

Loading ... Loading ...